El peligro de las Ideas

Poder o nada. Globalidad y democracia

Poder o nada. Individuos cosificadosGlobalidad inadaptada

Poder o nada, una disyuntiva real. Dice Bauman [1] que como consecuencia de la globalización por la cual todos hemos pasado a depender unos de otros “cuando un ser humano sufre indignidad, pobreza o dolor, no podemos tener certeza de nuestra inocencia moral“. Y esta globalización interdependiente podrá gustarnos o repugnarnos, pero es a todas luces inevitable.

El problema estriba en que nos hemos adaptado mal a esta extensión mundial de las consecuencias de nuestros actos y omisiones y tendemos a no asumir ese alcance extenso de nuestros actos en el mundo global. Nos sumergimos en una economía globalizada, pero no terminamos de construir una sociedad globalmene responsable y esto degrada cada vez más la calidad democrática de nuestro nuevo mundo: resultan más importantes, y se defienden mejor, los derechos económicos de los consumidores que los propios derechos humanos de las personas. Nos hemos convertido así en piezas o engranajes de la actividad económica, cosificando y degradando nuesta calidad de seres humanos.

Los riesgos del poder o nada

También advierte Bauman que toda solución al problema pasa por establecer un ámbito político global, aún no logrado, al cual “los actuales actores mundiales se niegan abiertamente”. Consecuentemente si las actuales formas políticas imperantes eligen siempre “poder o nada”, estamos en un mundo sin alternativa a la degradación: capitalismo salvaje, pobreza y explotación de las masas, manipulación política y sociedad de castas económicas. ¿Es este el nuevo mundo que nos espera?

Ahora, aplicando esta lógica a nuestra pobre España lo que nos aguarda es la atomización de las comunidades. Además de eso sufriremos su incapacidad de hacer frente a los problemas impuestos a sus ciudadanos por los poderes comunitarios, la política institucionalizada de mentiras y corruptelas, el enchufismo, más miseria física y moral … Finalmente ¡el abismo!

Poder o nada. países-pulga
La no-fuerza de los países-pulga

Fuentes

[1] Bauman, Z.- El desafío ético de la globalización. Revista colombiana de sociología. Vol. VI, Nº 2. 2001. pp. 95-99 [consultado: 13/04/2016] [enlace]

Dale a Me Gusta y comparte:

2 comments

  1. Leo en la estrella digital: “El entorno de Soria culpa de su defenestración a empresas del Ibex”

    Tiene c#j#nes… pues claro que todos ellos quieren “poder o nada” y a las pruebas me remito… mienten, culpan a otros, ponen cara de poker, dicen no saber nada, balones fuera…. como si el responsable de su dimisión no fuera únicamente él y su conducta fraudulenta y antiética.

    Y esto es solo uno de los múltiples casos … asoma un comportamiento mafioso que parece estar institucionalizado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*